Yoga Tea: una infusión para el espíritu

Yoga tea

Anteriormente, empezamos a adentrarnos en la fascinante e inagotable tradición del Té, bebida milenaria y de gran bagaje cultural a lo largo y ancho del planeta. En nuestro primer acercamiento, analizamos las diferentes Ceremonias del Té y cómo puedes crear tu propio ritual para acompañar tus momentos de meditación. En ese mismo artículo, adelantábamos nuestra inquietud por explorar los beneficios particulares de cada variedad de té… y ¡ha llegado el momento!

Empezamos esta serie de artículos con un recorrido histórico sobre el té negro y sus beneficios, y, más específicamente, conoceremos el Yoga Tea, una infusión ideal para cultivar la armonía de cuerpo y espíritu. Todo esto de la mano de nuestra autora invitada, Isbel Delgado, periodista y Tea Shop Manager. ¡No te lo pierdas!

Una infusión para el espíritu

Aunque el té verde se ha vuelto muy popular en Occidente en los últimos años por sus beneficios para la salud, el té negro poco a poco va ocupando el lugar que le corresponde. Y el yoga tea (una infusión de té negro o roiboos con especias que cada vez se vuelve más popular) es un buen ejemplo de cómo incorporamos estas hebras a nuestra cotidianidad.

Para quienes están acostumbrados al sabor del café, el té negro puede resultar una opción gustosa y con notas ligeramente similares (siempre va a depender de la región de la que provenga, si es puro o un blend, etc). Y el yoga tea, té yogui o té chai tiene el agregado de las especias que resulta en una exótica combinación llena de salud.

Espacio de publicidad: Clases en línea de yoga, meditación y bienestar

Pero, ¿de dónde viene el té negro y qué relación tiene con el yoga?

Orígenes del té negro

En términos generales, el té proviene de una planta llamada Camellia sinensis, que conocemos coloquialmente como árbol de té. Dependiendo de los procesos de manufactura, se pueden obtener 6 tipos de té: blanco, amarillo, verde, Pu-erh, oolong y negro. Cualquier otra bebida a base de hierbas, flores o frutas debe llamarse infusión, ya que si no proviene de la Camellia sinensis no debe llamarse té.

El té tiene su origen en China, que es de donde se tienen los registros más antiguos de su cultivo, cosecha y uso como infusión. Pero hasta la dinastía Ming, solo se conocía el té verde. El té negro surgió cuando las hebras comenzaron a comercializarse y se tuvieron que diseñar nuevos métodos para conservar sus propiedades.

A partir del siglo XVI comienza la comercialización del té en Europa y fue cuando el té negro comenzó su periplo por el mundo occidental en forma de hebras y saquitos o pequeñas bolsas, que es la forma más popular de comercializarlo.

Antes de llegar a nuestra taza, el té negro pasa por cuatro pasos: marchitado, enrollado, oxidación y secado. El producto final son hebras con tonos cobrizos o rojizos, que se reflejan en mayor o menor medida en la infusión.

También te puede interesar:
Guía de espacios de yoga, meditación y bienestar
Guía de Asanas de Yoga

Ver también: Kombucha, salud en un vaso


Beneficios del té negro para la salud

El té es una fuente de taninos, que son componentes químicos con efecto antiinflamatorio y digestivo.

Además, el té negro contiene teína (también conocido como cafeína, ya que son, en realidad, el mismo componente), aunque no tanto como una taza de café. Una taza de té negro puede tener entre 25 y 100 mg de teína, mientras que un espresso puede contener entre 52 y 200 mg de este componente. Así que el té negro resulta ideal para quienes buscan una bebida estimulante pero no tan potente como el café.

Tiene flavonoides, un tipo de antioxidantes que mejora la dilatación de los vasos sanguíneos.

El té negro evita la oxidación del colesterol bueno (HDL), previene la formación de caries dentales y ralentiza la absorción de azúcar en la sangre.

Cómo tomar té negro

Cada tipo de té tiene una temperatura y un tiempo de infusión. En el caso del té negro, la temperatura del agua debe rondar los 95 grados y debe ser infusionado entre 3 y 7 minutos. El tiempo de infusión depende únicamente del gusto de cada quien. A mayor tiempo de infusión, pueden aparecer notas más intensas, dependiendo de la calidad del té.

De corazón, esperamos que este artículo te sea de ayuda. Después de terminar la lectura, podrás dejar un comentario con tu propia experiencia sobre este tema. ¡Sortearemos un yoga mat entre todos los lectores que compartan sus experiencias!

La proporción de té a preparar es de un gramo por cada 100 ml. Si no tienes cómo medir, puedes utilizar una cucharita de té por taza. Y si el té está en bolsitas, se debe infusionar una por taza.

Yoga tea y té negro: armonía en una taza

El té y el cultivo de la armonía interior han estado estrechamente vinculados desde hace siglos. Una de las leyendas sobre el origen del té cuenta que el emperador Shen Nung (2737-2697 a.C) descubrió el té cuando unas hojas del árbol cayeron en el agua que había hervido previamente (él fue impulsor de la práctica de hervir el agua antes de consumirla para evitar enfermedades). La infusión resultante le pareció agradable al paladar y al espíritu, por lo que extendió su consumo entre la población.

En la India, otra leyenda explica que un misionero llamado Darma hizo un peregrinaje de siete años a China haciendo un voto de meditación en las noches en lugar de dormir. Después de cinco años el sueño lo venció. Se levantó y fue a pasear a las plantaciones de té, allí arrancó unas hojas y las masticó. Esto lo hizo sentirse renovado y con energía para continuar con su peregrinaje y retomar su voto de meditación durante los dos años restantes de su periplo.

Más allá de las leyendas, cualquier persona que haya tomado una taza de té bien preparada conoce la calidez y sensación de bienestar que brinda esta bebida milenaria. Por eso no es de extrañar que se haya convertido en un aliado de la práctica de yoga. Esto comenzó con el yogui y maestro espiritual Yogi Bhajan (1929-2004), quien daba a sus alumnos una mezcla de té negro con especias (clavo de olor, pimienta negra, cardamomo, jengibre y canela). De allí viene el nombre de yoga tea, té yogui. Pero la mezcla en sí misma no fue una creación del maestro, ya que en la India es muy común la combinación de té negro con especias y se conoce como té chai o Masala chai.

Combinación de especias y té negro
Combinación de especias y té negro

En la medicina ayurvédica, las especias son consideradas alimentos con propiedades terapéuticas, y si a eso le sumamos los beneficios del té negro que mencionamos con anterioridad, tenemos una combinación poderosa para el cuerpo y el espíritu.

Hay muchas versiones de yoga tea que no necesariamente llevan té negro o las especias descritas antes. Existen infusiones con hojas de ortiga u otras hierbas combinadas con especias para quienes no pueden o no quieren consumir cafeína. Pero la receta original lleva té negro de Assam (India).

Cómo preparar té yogui

Aunque el té chai se puede comprar ya preparado, bien sea en un blend de hebras, en bolsitas o listo para beber, puedes hacer tu propia mezcla de yoga tea en casa para que puedas tomarlo cuando quieras o compartirlo con tus compañeros de práctica de yoga.

Hay muchas recetas y el uso de té negro y la variedad de especias depende de cada uno. Esta es una manera de prepararlo:

  • 30 g. de té negro en hebras.
  • 1 cucharadita de canela en polvo
  • 1 vaina de cardamomo
  • 1 cucharadita de pimienta negra molida
  • 1 cucharadita de nuez moscada

(Puedes agregar o sustituir ingredientes, como jengibre o vainilla)

Mezcla todos los ingredientes en un recipiente para té, y al momento de prepararlo usa una cucharadita de té por cada taza o 1 gramo por cada 100 ml de agua. Si quieres darle un toque lácteo, puedes agregar leche normal o vegetal.

Como ves, el té y el yoga son dos caminos con el mismo objetivo: alcanzar el bienestar. ¡A disfrutar de una buena taza!

Isbel Delgado

Periodista. Tea shop manager y tea sommelier en formación. Escribe sobre el té en su blog isbeltea.com y crea contenido especializado en el tema para páginas web y empresas.

18 comentarios

  • El te es una pequeña meditación, en realidad casi todo acto podría serlo y lo realizamos a consicncia en el tiemp presente ydandole la importancia que merece. excelente nota

  • Hace poquito descubri el te negro..y esta receta me viene genial!
    Gracias ! Siempre es bueno poder disfrutar de una rica y aromatica infusion!

  • Muchas Gracias.
    Suelo beber té negro y verde.
    No conocía esta preparación, así que intentaré incorporarla.
    La nota es interesante y clara en su explicación.
    Mi saludo.

    • Muchas gracias por dejarnos tu comentario! Ojalá disfrutes de esta “recetita”

  • Hace ya un buen tiempo vengo preparando el Té Chai al que le agrego ademas de las especias que ustedes describen, anís estrellado, le da un toque muy especial, ademas de las propiedades digestivas, es una verdadera comunión con uno mismo. Gracias por tan interesante articulo que nos hace valorar más la practica de beber Té.

    • Hola Martha! Gracias por el tip. El anís es una especia sumamente noble en propiedades, aunque por su sabor tan dominante no sea para todos. Vamos a probar agregarle un poquito de anís etsrellado la próxima vez que estemos haciendo Chai 🙂

  • El te chai es reconfortante , tomarlo luego de la practica prolonga sus beneficios y promueve el bienestar . Gracias por el informe asi mas personas pueden experimentar tan deliciosa bebida .

    • Gracias a ti por dejarnos tu comentario, Maria Laura! Isbel estará escribiendo notitas mensuales sobre té, así que seguiremos explorando esta maravillosa bebida.

  • Yo hago el te… con cardamomo… uno 6 bayas… clavo de olor… 10… jengibre… canela en palito… anis y tecito en hoja… queda exquisito

    • Gracias por la recetita, Sara! Suena delicioso y bien estimulante, la probaremos! 🙂

  • Hermoso informe…hacer un buena infusion y conectarse con su aroma y sabor es como hacer una asana para conectarse con uno mismo.🙏

    • Muchas gracias por tus palabras, Joaquina! Totalmente, más allá del blend o la infusión de nuestra preferencia, el momento de prepararse una taza y sentarse a disfrutarla enfocados en ese momento y nada más, es como una forma de meditación un hermoso tiempito para estar con nosotros mismos. Namaste.

Aprovecha el 50% de Descuento en todas nuestras Clases en Línea

Recibe nuestros mejores contenidos en tu e-mail!